Se sitúa al lado del antiguo hospital. Está documentada desde 1555 pero el edificio actual es una ampliación de comienzos del siglo XVII cuando se alargó la nave. La obra la realizó Pedro Pizarro y también es una obra renacentista de planta rectangular.
La capilla quedaba en la parte de extramuros por eso tiene pocas aberturas y en este portal que daba al camino de Caseras estaba “la taula de la Carrasca” nombre de la aduana que Calaceite tenía como pueblo fronterizo con Cataluña.
Al lado estaba el cementerio viejo encima del cual se construyó el Convento de las Monjas de la Consolación actualmente residencia de la tercera edad.